Brazos robóticos al estilo del Doctor Pulpo

0 229

Apareciendo en los cómics desde 1963, Dr. Octopus, conocido en español como Doctor Pulpo o simplemente El Pulpo, es un enemigo de Spiderman que tiene cuatro brazos robóticos adicionales en su espalda, los cuales le sirven de ayuda en sus maléficos planes.

Ese personaje (claro, quitando la parte de villano) ha servido de inspiración a unos investigadores del MIT (Massachusetts Institute of Technology) para desarrollar un concepto parecido, que serviría de ayuda en tareas difíciles para los humanos comunes y corrientes de dos brazos.

Supernumerary Robotic Limbs

A su invento le han puesto como nombre Supernumerary Robotic Limbs, abreviándolo como SRL usando las iniciales. En español sería algo como Extremidades Robóticas Supernumerarias.

El proyecto está siendo ejecutando en un laboratorio del MIT y es dirigido por Federico Parietti y Baldin Llorens-Bonilla, ambos del Departamento de Ingeniería Mecánica.

SRL consta de unos brazos robóticos ligeros, fijados a un bastidor que a su vez va unido a una mochila. La parte sorprendente de esta investigación es que los brazos mecánicos deciden por sí mismos cuándo y dónde ayudar. Sensores en las muñecas de los humanos y en el robot determinan qué tarea hace la persona, y asignan instrucciones a los brazos robóticos para que ayuden.

Pruebas realizadas

mit-supernumerary-robotic-limbs-05El concepto fue utilizado en la instalación de paneles de techo en un avión, una tarea que debe ser repetida docenas de veces durante la construcción de un avión de pasajeros. Una sola persona debería luchar para mantener el panel en el techo, colocar los tornillos en los agujeros y usar un destornillador eléctrico para fijar dicho panel. Sin duda que sería una tarea parecida a hacer malabarismo y también bastante frustrante.

El sistema SLR y sus brazos robóticos ayudaron al usuario empujando hacia arriba el panel contra el techo, lo que permite al operador humano poner los tornillos para fijar el panel.

Los brazos están programados para funcionar con el método de “enseñar por demostración”. Un segundo humano muestra manualmente al robot cómo mover los brazos. El robot recordará esa lección, por lo que será capaz de hacer los movimientos por sí solo.

Otros usos

mit-supernumerary-robotic-limbs-06

El proyecto está siendo financiado en parte por Boeing, de ahí el interés por el montaje en aviones, pero el equipo ve un mayor rango de aplicaciones potenciales para la tecnología.

Estos posibles escenarios incluyen asistencia para personas de la tercera edad, ayuda para trabajadores de la construcción y su utilización por otros operadores de montaje en distintas industrias o fábricas.

Mejoras pendientes

El diseño actual es la tercera generación de brazos robóticos del proyecto. El peso aproximado actual de SRL es de unos 5,4 kg. El equipo tiene previsto seguir desarrollando el concepto reduciendo su peso, aumentando la fuerza y mejorando la coordinación mediante “mejores algoritmos de control y detección.”

“Queremos que nuestro diseño sea lo más ligero y ergonómico posible, sin comprometer la potencia y las capacidades del robot”, dice Baldin.

El siguiente video muestra a SRL en acción.

Más Temas Interesantes

Deja un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.